Hacia el Encuentro Nacional de Delegados de la Actividad Privada
Con la presencia de Micheli se realizó un plenario en Rosario
Martes 4 de septiembre de 2012, por Corresponsalía Rosario *
Enviar la referencia de este documento por email Versión para imprimir de este documento

Con la imagen y la palabra de Horacio Zamboni se abrió el Plenario de Trabajadores Privados de la CTA Regional Rosario. Zamboni, comprometido militante y abogado laboralista recientemente fallecido, recibió un emotivo homenaje de nuestra Central con la presencia de sus familiares, del historiador obrero Leónidas Ceruti y el secretario general de la CTA, Pablo Micheli. Ver video

Compartir este articulo:

Con trabajadores privados de diferentes sectores de la industria y servicios se avanzó en los primeros pasos de un debate colectivo que tiene como horizonte la unidad y la organización. "Este es un momento muy emocionante", caracterizó Micheli, "porque avanzamos en la organización de los trabajadores privados, una tarea pendiente de la CTA", y reafirmó la necesidad de avanzar en la organización sindical y elección de delegados, "el poder que da estar organizado con los trabajadores" para "cambiar la correlación de fuerzas en Argentina".

Los primeros momentos del Plenario se vivieron de una manera especial, porque se le brindó un merecido homenaje -el primero de varios que le tributará la clase obrera- al compañero Horacio Zamboni. El acto, sencillo y cargado de emociones, de historia, de respeto y militancia, contó con la presentación de un video realizado por Indymedia Rosario, las palabras del historiador obrero Leónidas Ceruti y las intervenciones de Gustavo Terés, secretario general de la CTA Rosario, Pablo Micheli, secretario general de la CTA, Carlos Zamboni, hijo de Horacio -y uno de sus muchos discípulos, como él mismo lo definió-, Gustavo Martínez, secretario general de ATE Rosario, Walter Nardi, del Sindicato de Obreros Aceiteros de Rosario y Jorge Elizondo, presidente de la Asociación de Abogados Laboralistas de Rosario.

"Este encuentro de trabajadores privados es un objetivo largamente anhelado por la CTA, porque desde el Congreso del 2002 -diez años atrás- con diez mil delegados en Mar del Plata aprobó trabajar en el sector privado de la Central, y nunca lo habíamos podido concretar", planteó Pablo Micheli en el marco del plenario rosarino. "Es muy bueno saber que estamos a pocos días de concretar un gran encuentro nacional".

Primer paso

La jornada, considerada por los presentes como un primer paso en el marco de un proceso hacia la unidad de acción, reunió a trabajadores de muy diversos sectores de la industria y servicios, como ser la alimentación, peones de taxi, porteros, lácteos, metalúrgicos, seguro, aceiteros, correo y también de cooperativas de trabajo, de la ciudad y la región.

Algunos de los ejes que surgieron en las intervenciones fueron la necesidad de coordinación, a partir de las diferentes realidades en los distintos sectores. Pero con una necesidad predominante: la búsqueda de una mayor organización de los trabajadores, ante la ausencia de un mínimo marco de democracia y libertad sindical en la amplia mayoría de los casos. Son contadas las excepciones, como la de los compañeros metalúrgicos de la UOM Villa Constitución y los obreros aceiteros.

Muy vinculada con esta realidad, surgieron una y otra vez los relatos sobre la precarización y las malas condiciones laborales, los convenios que no se cumplen, el uso de obras sociales, créditos y turismo como herramientas de desmovilización, y los acuerdos cerrados por las burocracias a la baja.

"Como el de Rosario, se han hecho plenarios en todas las provincias", continuó Micheli, y aseguró que "es interesantísimo escuchar a los compañeros privados. Se nota la falta de libertad y democracia sindical, cómo opera la burocracia sindical, ligada a la patronal, que persigue a los compañeros que quieren luchar. Pareciera que ser delegado en la Argentina es algo terriblemente costoso. Se oponen tanto la burocracia, como los gobiernos, como los patrones de manera tremenda. O sea que el poder que da estar organizado con los trabajadores es algo mucho mayor de lo que uno se pueda imaginar. Lo demuestra cada plenario, cuando los compañeros cuentan sus experiencias".

"Nuestra idea es juntarlos", continuó el secretario general de al CTA, "y a partir de cada reunión que quede un saldo organizativo, porque la única manera de cambiar este modelo económico y de revertir esta regresiva distribución de la riqueza es que haya más delegados. No hay fórmulas mágicas. No es que va a venir mañana un salvador y nos va a repartir guita a todos. No, no, va a ser en la medida en que haya delegados y haya representaciones obreras honestas, combativas, luchadoras, clasistas en los sectores de trabajo. Que puedan los trabajadores elegir, y en la medida que ocurra eso, va a cambiar la correlación de fuerzas en Argentina", concluyó Micheli.

Los trabajadores presentes se plantearon realizar una próxima reunión de balance posterior al encuentro nacional, con perspectivas de avanzar a futuro en la coordinación en nuestra región.

Fuente: www.ctarosario.org.ar

* Equipo de Comunicación de la CTA Rosario

sitio desarrollado en SPIP