Concentración en el Ministerio de Desarrollo Social
FeNaT marchó junto a la CTA-A para exigir la Emergencia Alimentaria
Martes 10 de septiembre de 2019, por Corresponsalía Capital Federal *
Enviar la referencia de este documento por email Versión para imprimir de este documento

En la mañana de hoy la Central porteña junto a la Federación Nacional Territorial (FeNaT-CTA) se movilizaron al Ministerio de Desarrollo social, para exigirle a la ministra Carolina Stanley que decrete la Emergencia Alimentaria.

Compartir este articulo:

Más tarde, la columna de Capital se sumó a la convocatoria de las organizaciones gremiales de la Central, para marchar hasta Plaza de Mayo y exigir que se reabran las paritarias; que el Salario Mínimo, Vital y Móvil y las jubilaciones sean acordes a la canasta básica; que se termine con los despidos; que se reincorpore a todos y todas las trabajadoras, y que se termine con la precarización laboral.

Omar Giulliani, Coordinador Nacional de la FeNaT-CTA, en las puertas del Ministerio de Desarrollo Social, dijo: “Después de la reunión bochornosa que tuvo el Gobierno ayer a la tarde con esa CGT burocrática que se sentó en la mesa a firmar la paz social y a decir que no hay necesidad de plantear la emergencia alimentaria, nosotros reafirmamos muestro compromiso en la calle contra este gobierno que seguramente se está yendo, pero también anunciamos a aquellos que vengan después de octubre, que este Pueblo no está dispuesto bancar este modelo de hambre.”

“Nuevamente, como está sellado a fuego en nuestro ADN -porque día a día los que estamos hoy acá somos los que le ponemos el pecho a las balas; las y los que hacen que gracias a los merenderos, a los comedores, a las cooperativas, nuestros pibes y nuestras pibas tengan un presente diferente- esta Central, esta Federación Nacional Territorial, está dispuesta a seguir peleando y no tenemos ningún tipo de miedo de reafirmar que si el Gobierno que viene no está dispuesto a resolver el hambre de nuestros pibes, nos va a encontrar en la calle reclamando por la Emergencia Alimentaria y por un país diferente”, concluyó Giulliani, frente a Desarrollo Social, momentos antes de comenzar la marchar hacia la Plaza de Mayo, junto a las organizaciones sindicales.

Rodeado de una multitud de compañeros pertenecientes a las organizaciones sociales que componen a la FeNaT-CTA y a la CTA-A Capital, Pablo Spataro, secretario General de la Central porteña, expresó: “Quiero poner en valor el esfuerzo de haber construído esta movilización a las puertas de Desarrollo Social, en el marco de la Jornada Nacional de Lucha de la CTA Autónoma en todo el país. Sabemos del esfuerzo de cada uno de ustedes, sabemos de las urgencias que nos invaden en cada uno de nuestros hogares, es por eso que estamos una vez más acá, para volver a decir lo que venimos diciendo desde hace muchísimo tiempo y que alguna vez lo puso en palabras Alberto Morlachetti y el Movimiento Nacional de los Chicos del Pueblo: ’en un país que está hecho de pan’, que produce alimento para 400 millones de personas, no puede haber hambre y que si hay hambre, es un crimen. Hoy volvemos a gritar esta consigna y exigimos a la ministra Stanley -que alguna vez dijo estar apenada por el crecimiento de la pobreza- que necesitamos que se sancione la Ley de Emergencia Alimentaria de manera urgente”.

“Venimos a reclamar que haya un refuerzo alimentario para todos los espacios comunitarios, para que se pueda garantizar un plato de comida en cada una de nuestras familias. Venimos a reclamar una política de empleo, no solamente porque hay que volver a poner de pie una industria que está totalmente inmovilizada, no solamente porque hay que volver a abrir los comercios que han cerrado, sino también porque necesitamos trabajo para poder construir una política digna en nuestras barriadas; trabajo para poder acceder a la vivienda, al agua, al gas, a la luz, a los espacios recreativos, a nuestros centros culturales; trabajo para poder arreglar los Centros de Salud, que se caen a pedazos porque hay mucha precariedad; trabajo para arreglar las plazas, los hospitales, las escuelas. Por todo esto, estamos reclamando: pan para nuestras mesas, trabajo para nuestras familias, y por supuesto vamos a ser parte de la movilización que se va a dar en un rato junto al resto de los sindicatos que están en la CTA-A para la reapertura de paritarias y para que el salario mínimo, vital y móvil esté en 32 mil pesos, que es lo que necesita hoy una familia trabajadora para no caer por debajo de la línea de la pobreza”, agregó Spataro desde el acto frente a Desarrollo Social.

Por último, para cerrar, el compañero expresó: “Nuestro Pueblo y nuestra resistencia ya lo dijo, ’Macri ya fue y Vidal ya fue’; para los que somos de la Ciudad de Buenos Aires tenemos el enorme desafío de construir una Ciudad que sea para todos y no del negocio inmobiliario, y decir todos juntos y juntas ’Larreta Ya fue y que venga el Pueblo’. Fuerza compañeros y compañeras, a seguir peleando y ni un paso atrás”.

Hebe Nelli, Secretaria Gremial de la CTA-A Capital y Secretaria General Adjunta del Sindicato de los Trabajadores y Trabajadoras de la Obra Social Docente (SiTOSPLAD-CTA), dijo: “Cada día se hace más complejo poder garantizar la supervivencia y es difícil porque nosotros y nosotras no podemos reperfilar nuestras deudas, quienes pueden reperfilar las deudas son los mismos que fugaron al exterior su dinero, el dinero que nos falta a las y los trabajadores. Mientras nosotros acumulamos deudas y no las podemos reperfilar, ellos acumulan dólares y los están queriendo fugar al exterior. Entonces, mientras nosotros nos cagamos de hambre, mientras nos bancamos los palos, mientras tanto hay otros que la están levantando en pala y en tractor, porque son la sociedad rural, son los capitales financieros internacionales, hay que poder ver las dos caras de la moneda: mientras nosotros estamos padeciendo el hambre hay quienes están garantizando millones de dólares fugándolos al exterior”.

* Equipo de Comunicación de la CTA Capital Federal

sitio desarrollado en SPIP