El hambre sigue siendo un crimen
La CTA-A se reunió con el presidente de la Pastoral Social de la Iglesia, Monseñor Lugones
Jueves 22 de marzo de 2018, por Miguel Aguirre *
Enviar la referencia de este documento por email Versión para imprimir de este documento

Monseñor Jorge Rubén Lugones, Presidente de la Comisión Episcopal de la Pastoral Social de la Iglesia, recibió este miércoles a miembros de la conducción nacional de la Central, quienes plantearon la grave situación por la que atraviesan los trabajadores y las trabajadoras de la Argentina bajo las políticas neoliberales del Gobierno nacional y las adminstraciones provinciales.

Compartir este articulo:

El encuentro tuvo un tono cordial y se abordaron temas vinculados a la situación social que vive nuestro país. Los dirigentes brindaron a la Iglesia un pormenorizado informe sobre la problemática de los trabajadores en el marco del ajuste neoliberal que lleva adelante el gobierno de Cambiemos.

La reunión tuvo lugar en la sede del Episcopado, en calle Suipacha del centro porteño, en la que participaron por la Central Ricardo Peidro, Hugo “Cachorro” Godoy, Carlos Custer, Rafael Vargas y Sergio Val. También estuvo presente Hugo Rodríguez de la Corriente Villera Independiente.

Ricardo Peidro, Secretario General Adjunto de la CTA-A, expresó la preocupación de la Central por la ola de despidos, suspensiones y el deterioro de la situación social en general, a consecuencia del recrudecimiento de las políticas neoliberales del gobierno de Mauricio Macri.

Peidro contó a Monseñor Lugones sobre el exitoso último Congreso Extraordinario de la CTA-A, donde estuvieron presentes más de 410 congresales de todo el país y le entregó una copia de las resoluciones que da cuenta del compromiso de la Central con los sectores populares. También abordó la situación de su sector AAPM y la negativa por parte de las patronales de llegar a acuerdos paritarios: “Hace más de dos años que la industria farmacéutica tiene una posición cerrada, se niegan a acordar paritarias e intentan obligarnos a renunciar a derechos a cambio de pequeñas mejoras salariales”.

Hugo “Cachorro” Godoy, Secretario General de ATE nacional, habló en detalle de la situación de los trabajadores del Estado en el marco de los despidos en todos los ámbitos de la administración pública y mencionó en particular la situación en el INTI, en Río Turbio, en la fábrica militar FANAZUL, entre otros. “Además de reducir gastos, intentan un disciplinamiento social”, afirmó el dirigente quien también explicó el proyecto que la Central llevará al Congreso para que se sancione una ley para establecer el salario social mínimo para todas y todos los trabajadores.

Sergio Val de la Fundación Che Pibe dio cuenta de la situación de las barriadas y del severo aumento de situaciones de extrema pobreza. En particular se habló del aumento del número de familias que tienen que recurrir a los comedores para no pasar hambre. Val también expresó la imposibilidad de las familias para acceder a la tierra y a la vivienda: “Se está generando un abismo social”, afirmó.

Por su parte, Rafael Vargas, Secretario General del sindicato que nuclea a los trabajadores de la empresa Ledesma, que además se encuentra por estos días en Buenos aires llevando adelante una serie de acciones para visibilizar la lucha de la Federación Azucarera, se refirió ampliamente a la situación de los ingenios azucareros y de todo el NOA. “Las medidas de fuerza son consecuencia de la intransigencia de las patronales. Sólo en los ingenios San Isidro, La Esperanza y El Tabacal, tenemos 1500 despidos directos y a estos hay que sumarle las consecuencias sociales para toda la región”, afirmó y agregó además que en toda la región se vive una situación de convulsión social.

Carlos Custer, como gestor del encuentro, habló de la historia de la Central e hizo hincapié en la inclusión que ha hecho la CTA-A, dentro de su organización, de sectores que el sindicalismo tradicional no ha tenido en cuenta como los movimientos sociales, las y los trabajadores desocupados, movimientos de mujeres, entre otros.

Al final del encuentro Monseñor Lugones, de la orden jesuita y muy cercano al Papa Francisco, contó algunas experiencias que vienen llevando adelante en donde participan sindicalistas, pequeños productores, empresarios, universidades y movimientos sociales para buscar acuerdos y acciones comunes. En esto coincidieron los dirigentes de la Central y expresaron su voluntad de participar de estos ámbitos.

Foto: Luciano Dico

* Equipo de comunicación CTA Autónoma

sitio desarrollado en SPIP