Puja redistributiva
Para quebrar la resistencia, ordenan descontar los días de paro a los judiciales bonaerenses
Miércoles 6 de septiembre de 2017, por Corresponsalía Buenos Aires *
Enviar la referencia de este documento por email Versión para imprimir de este documento

Como ocurrió con los docentes, el gobierno de Vidal ordenó descontar los días de paro a los judiciales bonaerenses. La decisión se dio luego de que el gremio rechazara la última propuesta que empeoraba las condiciones de la anterior.

Compartir este articulo:

Duro con los débiles. Así es el gobierno de María Eugenia Vidal en territorio bonaerense y ahora lo demuestra con los trabajadores judiciales. La Asociación Judicial Bonaerense (AJB-CTA) es el único gremio con el cual el gobierno provincial no logró todavía cerrar la paritaria salarial y por ello la gestión de Cambiemos parece dispuesta a disciplinarlo.

La AJB reclama una suba de alrededor del 36%, que incluye el 3% salarial por antigüedad, la restitución de la licencia por violencia de género al ámbito del Poder Judicial, el bloqueo de título de los profesionales no abogados y una ley de paritarias para el sector, entre otras reivindicaciones.

Desde la Asociación Judicial Bonarense denuncian que, en las últimas reuniones a las que fueron citados, se les realizaron ofertas con peores condiciones que las anteriores como represalia al ejercicio del derecho a huelga.

La última reunión entre el gremio y representantes del gobierno se llevó adelante el pasado lunes 28 de agosto. Lejos de realizar una propuesta que permitiera destrabar el conflicto, los representantes del gobierno bonaerense plasmaron un nuevo esquema que, según sostiene el gremio, empeora las condiciones en comparación con la oferta anterior porque “el aumento en la Bonificación Especial (BE) y la Compensación Funcional (CF) ahora se plantea en diciembre de 2017 en vez de 2016, en tanto eliminó la propuesta de una suma adicional destinada a los auxiliares terceros”.

Ante la medida de fuerza de los judiciales en rechazo al retroceso de la última propuesta del gobierno, la Suprema Corte y la Procuración General de la Provincia ordenaron el descuento de los días de paro sobre los haberes del mes de agosto de los trabajadores judiciales. Se trata del descuento por cinco jornadas de huelga que, en el salario de un ingresante que ronda los $ 13.800, es un 17% menos.

Por otra parte, por segunda vez el gobierno liquidó con los haberes de los judiciales una suma porcentual por decreto en base a los salarios de 2016, a cuenta del aumento salarial. El primer pago había sido dispuesto unilateralmente por el gobierno con los haberes del mes de mayo, y representaba un 10% de incremento sobre los salarios de diciembre de 2016, retroactivo al mes de marzo de 2017. En este caso, el gobierno de Vidal volvió a hacer un pago a cuenta del 6%.

Para hacer un “análisis colectivo de la situación” el gremio convocó a la realización de asambleas en los diecinueve departamentos judiciales en la jornada de hoy, donde se debatirán los próximos pasos.

“La AJB realizará los máximos esfuerzos para lograr la devolución de las sumas descontadas y mientras eso ocurra los afiliados contarán con el auxilio habitual del fondo de huelga solidario”, concluyeron en el comunicado difundido.

Fuente: www.infogremiales.com.ar

* Equipo de Comunicación de la CTA de la provincia de Buenos Aires

sitio desarrollado en SPIP