Jujuy: Puja redistributiva
El Sindicato Azucarero de La Esperanza ratificó el paro: “Queremos hablar con el grupo inversor”
Miércoles 26 de julio de 2017, por Corresponsalía Jujuy *
Enviar la referencia de este documento por email Versión para imprimir de este documento

El Gobierno no pudo destrabar el conflicto en el Ingenio La Esperanza, por lo que el paro atravesó ayer su segunda jornada. Así lo decidió la asamblea que hicieron los obreros que permanecen en la entrada de la planta. Además de algunos reclamos puntuales, el sindicato no quiere seguir negociando con el Ejecutivo y exige conocer al grupo inversor que compraría la empresa. Desde el sindicato anunciaron que hoy continuará el acampe y las medidas serán más drásticas.

Compartir este articulo:

La reunión entre el Sindicato de Obreros y Empleados del Azúcar del Ingenio La Esperanza (SOEA-CTA) y el Ministerio de Producción no llegó a ningún avance en los acuerdos, ya que el Gobierno no acepta las medidas planteadas por los trabajadores. La misma se llevó a cabo ayer después del mediodía en la sede del Ministerio de Producción.

Hoy, los trabajadores del Ingenio La Esperanza marchan por las calles de San Pedro. Se ha invitado a todos los familiares, pueblo en general a que se sumen en esta protesta y apoyen a los trabajadores. La movilización parte desde el portón de Fabrica, las 9 horas.

El secretario General del SOEA, Sergio Juárez, mencionó que otros de los puntos planteados son “la desafectación que hicieron este año de aproximadamente 300 trabajadores de la zafra y el atraso que lleva el Ingenio, por 50 días, ya que la zafra debía haber iniciado el 15 de Mayo y recién cuenta con un 10% de producción”.

Además señaló que “el Gobierno desde el sector transporte alquila motos niveladoras para arreglar los caminos y eso conlleva una gasto que supera el pago de 5 meses de los trabajadores del Ingenio”.

En tanto, desde el Ejecutivo redoblan la apuesta y evalúan aplicar sanciones al SOEA porque entienden que no acató la conciliación obligatoria. Desde el gremio afirman que no fueron notificados en tiempo y forma de la prórroga de la conciliación, por lo que consideran que están en libertad de acción para prolongar la medida de fuerza.

Sergio Juárez, dijo a El Submarino Radio (91.5): “No queremos tratar más la situación del complejo con el gobierno. Queremos negociar con el grupo inversor el número de trabajadores que quedarán efectivos con la transición”. Actualmente son 1080 los trabajadores del ingenio, y el gobierno busca reducirlos a 600 antes de avanzar con la venta, según dice, por pedido del grupo inversor colombiano interesado en adquirir la empresa.

El sindicato llevó a la reunión tres puntos de reclamo. El primero, que se garanticen los 1080 puestos de trabajo; el segundo, que no les quiten la desafectación a 200 trabajadores, que implica más del 30 por ciento de pérdida del poder adquisitivo, y en tercer lugar, que ningún trabajador puede ganar menos que el año pasado.

Juárez repasó. “El gobernador salió a decir que tienen que quedar 600 trabajadores, pero nosotros habíamos dicho que no estábamos de acuerdo, porque este año ya se fueron 300 compañeros, entonces ya no somos 1300 trabajadores sino que somos 1080 trabajadores. Y queremos resguardar a todos los trabajadores”.

Recordó luego que el 12 de enero de este año se firmó un acta acuerdo, luego de la primera medida de fuerza del Soea, por la cual el ministro Cabana Fusz y el diputado provincial Fabián Tejerina se comprometían entre otras cosas a garantizar el trabajo de todos hasta que se vendiera el ingenio. “Ese acuerdo dice que los créditos laborales que pudieran devengarse a favor de los trabajadores, serán satisfechos hasta el momento en que se opere la trasferencia al inversor privado -citó Juárez-, con lo que queda garantizada la fuente de trabajo hasta la venta del ingenio, salvo el personal que por propia voluntad quiera irse”.

Desde el SOEA no discuten este punto, “porque hay un acta firmada”, pero están estancados con el tema de la desafectación de los trabajadores en zafra. “No nos podemos poner de acuerdo, y son más de 200 compañeros desafectados en zafra que queremos que vuelvan a tener su funcionamiento de trabajo, y no vemos la compatibilidad, porque hay sectores que realmente hacen falta”, indicó.

Juárez explicó en qué consiste este aspecto: “Cuando comienza la zafra, por cuatro o cinco meses el trabajador es afectado a la zafra, trabaja domingo a domingo y tiene una compensación, un adicional por los cuatro meses que dura la cosecha. Cuando termina la zafra se pierden esos adicionales. Hoy el gobierno está diciendo que no se afectan a 200 compañeros, y eso significa que están reduciendo los salarios en un 30 o 40 por ciento”.

“Como el gobierno quiere abaratar costos, ha sacado trabajadores de lugares estratégicos en la fábrica o en transporte, y no quiere negociar nada sobre este punto”, agregó.

-¿Qué les ofrecieron?

- El gobierno no está ofreciendo nada. Hasta que no lleguemos a un acuerdo, la medida de fuerza no se va a levantar. Dicen que no tiene plata, pero hoy el azúcar es rentable. La bolsa ha tenido una remontada muy fuerte, hoy está saliendo 500 pesos. Además el alcohol anhidro está saliendo un dólar, y se hicieron 14 millones de litros. Los que estaban afectados tienen que seguir trabajando como venían haciendo el año pasado, porque esos derechos están adquiridos hace cuarenta años.

-¿Qué pasó con la conciliación obligatoria?

- Nosotros la hemos acatado, hemos cumplido con los quince días que marca la ley. Ellos hicieron mal el pedido de prórroga, que no se hizo en tiempo y forma, y a nosotros nos llegó la notificación a las 13.30 del día siguiente al vencimiento. Y además llegó como UTA versus Unión Bus, cuando nosotros somos del Sindicato de Obreros del Ingenio La Esperanza. Lo que han hecho ha sido un mamarracho.

-¿Qué les tiene que ofrecer el gobierno para que levanten la medida de fuerza?

- Que los compañeros sean afectados, nada más. Es ese punto nada más. Sobre los otros temas, como el aguinaldo y la ropa, podemos hablar la otra semana. No tenemos ningún problema.

-¿Ustedes siguen teniendo dudas sobre el grupo inversor?

- Yo me hago la pregunta: ¿Hay un grupo inversor? ¿O es un fantasma? Nadie lo conoce. Nosotros como gremio queremos hablar con ellos y fundamentar por qué queremos que los 1080 se queden en el Ingenio. Hemos hecho un análisis. Tenemos trabajadores que sí o sí se tienen que jubilar, porque es lo que marca la ley. Entonces, ¿para qué tanto conflicto si en uno o dos años van a tener el cupo que los inversores están pidiendo? El compromiso del gobierno con este supuesto grupo inversor quizás sea el de entregar el ingenio con 500 personas. Por eso queremos una reunión con los inversores.

Fuente: www.elsubmarinojujuy.com.ar

* Equipo de Comunicación de la CTA Jujuy

sitio desarrollado en SPIP