Rescatar a los náufragos de la Salud Pública
Lunes 17 de julio de 2017, por Jorge Yabkowski *
Enviar la referencia de este documento por email Versión para imprimir de este documento

En Chaco, los 200 becarios del Plan Materno Infantil (programa nacional creado en la anterior gestión) cobran 4.200 pesos mensuales por 30 horas de trabajo semanales. Son técnicos y profesionales de alta calificación.

Compartir este articulo:

* Secretario de Salud Laboral de la CTA. Presidente de la Federación Sindical de Profesionales de la Salud de la República Argentina (FESPROSA-CTA)

A profesionales encadenados por 20 días en la Casa de Gobierno chaqueña, el gobernador Domingo Peppo, los mandó a hablar con el Ministerio de Salud Nacional.

La Directora de Maternidad e Infancia, doctora Diana Fariña, se negó a recibirlos y los mandó de vuelta a la provincia.

Los 800 médicos comunitarios de Córdoba no cobran hace seis meses. Martín Repetto, director de CUS comunitarios, se niega a recibir a la Unión de Trabajadores de la Salud de Córdoba (UTS) y la Federación Sindical de Profesionales de la Salud de la República Argentina (FESPROSA-CTA).

El ministro cordobés de Salud, Francisco Fortuna, le pasa la pelota a la Nación y a los 170 municipios signatarios del convenio con el ministro de Salud de la Nación, Jorge Lemus.

Mil trabajadores de la salud son hoy náufragos de Macri, Peppo y Schiaretti, como balseros del mediterráneo que huyen de sus países desintegrados para llegar a una Europa que no los quiere.

Dos gobernadores de distinto signo (PJ tradicional y Frente para la Victoria) hermanados con el gobierno de Cambiemos en la transversalidad del ajuste contra los trabajadores y la Salud Pública.

FESPROSA, UTS y la Asociación de Profesionales, Técnicos y Auxiliares de Salud Pública del Chaco (APTSACH), hermanadas en la lucha para que los náufragos toquen la tierra firme del trabajo decente.

sitio desarrollado en SPIP