Preguntas incómodas
Sábado 26 de noviembre de 2016, por Jesús Chirino *
Enviar la referencia de este documento por email Versión para imprimir de este documento

Ante el nerviosismo de algún sector gremial que no quiere reconocer el trabajo que viene realizando la Unión de Trabajadores de Estados Municipales (UTEM-CTA), me pregunto algunas cosas: ¿Era necesario contentarse con 15 pases a planta permanente durante todo 2016?

Compartir este articulo:

* Secretario General de la Unión de Trabajadores de los Estados Municipales (UTEM-CTA) de Villa María, Córdoba

¿Por otra parte, por qué se anunció el pase a planta de 100 compañeros para recién el año próximo que, como todos los años, termina el 31 de diciembre? ¿Existe alguna razón oculta para que no se realicen más pases ya? El mismo Intendente municipal dijo que esos pases no son algo oneroso para las cuentas municipales ¿Acaso alguien pretende usar los puestos de trabajo de nuestros compañeros para especular políticamente de cara a las elecciones de 2017?

Otra pregunta que me surge es ¿Alguien pretende defender el nombramiento, de funcionarios políticos, como empleados municipales que se hizo en 2015?

Desde la UTEM no somos oficialista, tampoco opositores, es más rescato la palabra del intendente cuando dijo que eso no debería volver a pasar, y le agrego que es algo que puede y debe corregirse. Esos puestos de planta, mal ocupados por funcionarios, deben servir para que compañeros trabajadores, hoy precarizados, sean nombrados en planta permanente ¿Quién se opone a eso?

Aunque parezca increíble escuché a un gremialista manifestar que si algún contratado es dejado sin trabajo que vaya a la justicia a pedir la indemnización. Es decir que esté, como Fernando Torres, cinco años litigando para que le reconozcan ese derecho. Si se calman pueden tomar la palabra del intendente de Villa María, Martín Gill, cuando dijo que no comentaba los fallos judiciales sino que los cumplía. Sabias palabras de este intendente abogado al que estoy seguro sus asesores le comentaron que el fallo del caso Torres habla tanto de los contratos desviados como de los ocultos, y señala la necesidad de encarar algún tipo de solución para esa patología que se da en el municipio.

Supongo que la solución no puede tardar los cincos años que demora un fallo judicial sino que debe darse pronto ¿no sería mejor que si algún contratado es dejado sin trabajo, se le deba pagar una indemnización de manera inmediata sin que tenga que reclamarla en la justicia?

Me surgen muchas preguntas más ¿Resulta necesario que se tomen exámenes para saber que un trabajador sabe hacer lo que viene realizando desde hace 15 años? ¿o será que los exámenes planteados son para ganar tiempo y llevar los nombramientos cerca de las fechas de las elecciones de 2017?

¿Qué pasa con quienes ya figuran en órdenes de méritos de exámenes anteriores? ¿Por qué se dejan afuera a los facturantes y becarios a la hora del pase a planta? Existen muchos compañeros que han sido contratados y actualmente son facturantes.

Podría seguir con los interrogantes, pero paremos aquí, Como se ve la situación es compleja e intolerable, debe dársele una solución a las irregularidades del empleo público en la ciudad. La única solución es reconocer los derechos que se han venido negando. Ahora los concejales de la oposición presentaron proyectos relacionados. Algunos se ponen nerviosos pero quizás sea mejor discutir los proyectos, mejorarlos todo lo posible pensando en nuestros derechos como trabajadores.

A esto puede sumarse el intendente con sus partidarios. Él mismo sabe hablar contra la precarización, y si también dice que los pases a planta no representan grandes gastos. ¿Entonces? Mostremos que nuestra ciudad puede aprender de lo que no se hizo bien los últimos años y corrijámoslo entre todos.

En especial la organización gremial hermana a la cual nunca desconoceremos, pues no es nuestro estilo negar a los trabajadores que se organizan para defender sus derechos por más que tengamos diferencias importantes con su forma de ver y encarar el tema.

sitio desarrollado en SPIP